Qué dice el color de tu dormitorio sobre ti

Cuando llegamos a una casa y vemos los colores de las paredes, de los muebles y de la decoración, siempre percibimos una u otra sensación. En algunos casos es agradable y en otros puede llegar a ser incómoda. Lo que está claro, es que los colores influyen en gran medida en nosotros y en los demás.

Si te paras a observar tu habitación, los colores, la decoración, etc… y analizas con un poco de más detenimiento, descubriras que esto puede llegar a influir en cosas como las horas de sueño, la frecuencia sexual o el ánimo con el que nos levantamos por las mañanas. Puedes empezar por pensar porqué el color marrón claro es el recomendado para estar en pareja y por el contrario el rojo no.

Seleccionar los colores y el estilo de nuestra habitación no sólo es gusto y estética, la cosa va más allá. Nos influye, nos influye más de lo que creemos y hay estudios sobre ello. Un estudio reveló que algunos tonos de color pueden excitar o relajar y que incluso estos efectos duran más allá de un día o una noche.

Y quizás ahora empieces a mirar a tu alrededor y pensar en tu propia habitación, en cómo la has decorado y cómo son las paredes … ¿será el momento de plantearte un cambio de color?.

 

¿Qué dice tu habitación de ti?

Dormitorio en color amarillo

El amarillo es sin duda el segundo mejor color para utilizarlo en nuestra habitación y poder disfrutar de un buen sueño. Los tonos soleados estimularán nuestro sistema nervioso y generan una sensación de relajación. Además, este color vivo y alegre crea una gran comodidad rápidamente. Si tienes una habitación así seguramente seas una persona alegre y optimista, o por lo menos ya tienes una buena base para ello.

 

Dormitorio en color blanco o crema

Los tonos blancos, sin color, hacen que los espacios sean más amplios y el peligro es que si eres un aficionado a trabajar continuamente, no deberías tener este color en tus paredes ya que te incitará a no parar, a llevarte el trabajo a la cama. Si tu habitación es blanca o crema, serás una persona activa e incluso hiperactividad. Solucionalo utilizando elementos de decoración que rompan ese blanco continuo.

 

Dormitorio en color gris

Hay que diferenciar, oscuro o claro. El gris oscuro es una mala elección, ya que tendrás una sensación de tristeza y depresión. Este color para utilizarlo en la habitación es muy poco recomendable ya que es uno de los que menos incita a dormir relajadamente. El gris claro, cuanto más claro mejor, es ya más cercano a los blancos y cremas, o a los plateados, da un vistazo a lo dicho de esos colores.

 

Dormitorio en color marrón claro

Atentos a este color de dos. Algunos estudios han determinado que las parejas que tienen dormitorios con decoración y colores caramelo (marrones claros) tienden a tener muchas más relaciones sexuales y cercanía, hasta tres veces por semana de media, más que con cualquier color. Rápido que se agota este color en las tiendas ;).

 

Dormitorio en color marrón oscuro

Y aquí veis que el tono claro u oscuro tiene mucha diferencia. Mientras antes poníamos por las nubes el marrón claro, ahora no recomendamos el marrón oscuro, este color no es agradable, es un color que puede hacernos sentir incómodos e inquietos, hasta incluso podemos tener una sensación de aislamiento.

 

Dormitorio en color naranja

El color naranja es cálido, crea un ambiente de relajación que nos ayudará a dormir, a hacer la digestión, y hará que nuestros músculos se relajen. El color naranja ayuda a calentar nuestro cuerpo, lo cual es importante para conseguir una estupenda noche de sueño. ¿Tu habitación ya es naranja, a qué esperas?

 

Dormitorio en color oro

Una habitación dorada sería lo escogido por aquellos que quieren vivir en un ambiente de riqueza, los nuevos ricos de la casa, pero bromas aparte, el dorado es un todo muy cercano al amarillo, conseguiremos sensaciones similares y un buen sueño. Ahora si, os advertimos que este color suele ser más caro a la hora de comprar la pintura.

 

Dormitorio en color plateado

Este color, según los estudios, genera motivación para hacer ejercicio físico. Los tonos metálicos y plateados, de color claro (recordad el efecto del gris oscuro) tienen este efecto secundario poco común. No sé yo si esto será suficientemente bueno para dormir o para que no consigamos descansar.

 

Dormitorio en color morado o violeta

Los dormitorios de color morado son las menos indicadas para descansar, este color esta catalogado como muy estimulante para la mente, lo que hará más difícil conseguir un buen descanso después de un duro día de trabajo. Si estás en una habitación con este color no te extrañes si tienes pesadillas.

 

Dormitorio en color rojo

¿Y rojo?, una habitación en rojo podría ser idóneo para el amor  … pues no, al contrario de lo que podría parecer las habitaciones de color rojo son una de las peores elecciones para tener relaciones amorosas. En los estudios resultó ser uno de los colores que generaba menos cercanía entre las parejas.

 

Dormitorio en color verde

El verde si, por ejemplo el tono verde terroso es una buena opción para nuestro dormitorio. Es la tercera mejor opción de tonos de colores que facilitan el descanso y el sueño. Este color genera sensaciones positivas y optimistas.

 

Dormitorio en color azul

Si la habitación es de tono aguamarina o azul, es muy probable que logres un buen descanso. Es el mejor color para una habitación. Las células receptoras en los ojos -las mismas que informan sobre los ritmos diarios al cerebro- son sensibles al color azul. El azul es sinónimo de tranquilidad y calma, así similar al mar o al cielo, y este color puede disminuir el ritmo cardíaco y reducir la presión arterial. Así, en el estudio, más de la mitad de las personas con dormitorios azules dijeron que se despiertan diariamente sintiéndose felices.

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *